Leído

UN PREMIO AL DIÁLOGO

Monzó habló con Alberto F. y Massa ya lo quiere en el FdT

Mar, 13/08/2019 - 7:49pm
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

El candidato ganador de las PASO recibió el llamado de felicitación del presidente de la Cámara de Diputados. El líder del FR dijo que, en caso de ser gobierno, hay convocarlo, al igual que al macrista Nicolás Massot. 

Contenido

La contundente victoria de Alberto Fernández en las elecciones primarias, que lo dejó a las puertas de consagrarse Presidente en 1ra vuelta, podría generar una reagrupación dentro del peronismo incentivada por el Frente de Todos, incluso con aquellas figuras que hasta ahora fueron parte del oficialismo. 

Uno de los blancos del espacio opositor es Emilio Monzó, presidente de la Cámara de Diputados y clave en la construcción de las mayorías que el gobierno de Cambiemos requirió para la aprobación de sus leyes. 

La invitación corrió por cuenta de Sergio Massa, cabeza de lista de diputados nacionales del Frente de Todos en la provincia de Buenos Aires. Massa consideró que, en un eventual gobierno de su espacio, hay que "incorporar a  los que tienen dudas e incertidumbre". Fue entonces cuando mencionó a Roberto Lavagna, quien hoy también compite por la Presidencia, a Monzó y a Nicolás Massot, quien es el jefe de la bancada del PRO en uso de licencia y un allegado al presidente de la Cámara. 

"A partir del 11/12, vamos a necesitar a esos dirigentes", dijo en declaraciones a FM Metro. 

"Nosotros no solamente tenemos que pensar en los Lavagna; también en los Monzó y los Massot, que mostraron capacidad de diálogo en los momentos de crisis de este gobierno", dijo Massa.

Monzó ya tuvo un primer acercamiento con Alberto Fernández en las horas posteriores a la victoria del domingo. Según relata lanación.com, ambos se conocen desde que Fernández había sido profesor de Monzó en la universidad. De acuerdo a ese medio, desde el entorno del candidato del Frente de Todos dijeron que se trató de no más que un saludo de felicitación. 

En el entorno de Monzó celebraban el tropiezo de Macri,  con chicanas al Presidente por la fallida estrategia de Marcos Peña, que lo dejó 15 puntos debajo de Fernández en las primarias con escasísimas chances de meterse en el balotaje.