Leído

AMPLIANDO LA GRIETA

Macri apura los tiempos y empieza a ‘jibarizar’ a Lavagna y Espert antes de las PASO

Jue, 11/07/2019 - 3:15pm
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

Juntos por el Cambio y el Frente de Todos salieron a polarizar fuerte la campaña previa a las PASO de agosto. En esa estrategia, Mauricio Macri tiene la urgencia de no perder por mucha diferencia con Cristina Fernández en las primarias. Un resultado que lo deje a más de 5 puntos de la exmandataria provocaría zozobra en los mercados y una disparada del dólar que sepultarían sus chances de reelección en la primera vuelta. Por eso, necesita desde ahora captar los votos de Lavagna y Espert, los candidatos más afines a su perfil electoral. Ellos saben que la grieta los perjudica e intentan resistir las presiones sobre su electorado, pero el recuerdo de la candidatura de Sergio Massa en 2017 todavía está fresco.

Contenido

En Cambiemos siempre supieron la amenaza que representaban las candidaturas de Roberto Lavagna y de José Luis Espert en la primera vuelta, ya que luego descuentan que esos votos se irán con ellos en el balotaje.

Pero en el Gobierno se adelantaron los tiempos y necesitan que en la PASO no haya mucha diferencia con Cristina Kirchner, porque eso generaría incertidumbre en los mercados y provocaría una disparada del dólar que afectaría sus chances electorales en las generales de octubre. El dólar sigue siendo el gran elector.

El objetivo ahora, además de seguir polarizando con los Fernández como se evidenció este miércoles (11/7) en los discursos del acto de Parque Norte con Macri y Pichetto a la cabeza, es captar los votos de los dos economistas y achicar la distancia con Alberto Fernández.

Lavagna es consciente de que sus votos se licuarán tras las generales, pero debe impedir que eso ocurra después de las primarias. Comparte esa preocupación con Espert. Quizás por eso, a fines de junio ambos pidieron suspender esos comicios argumentando el gasto económico que representan.

Las PASO son una encuesta carísima. Encima, ningún partido ni frente las usa para elegir sus candidatos. Son un lujo que nuestro país no se puede dar. La política debe darse un baldazo de realidad y ajustarse y mucho. La sociedad pide y necesita ejemplos. Debemos darlos”, tuiteó Espert.

Por su parte, el exministro de Economía opinó en CNN Radio: "Habiendo gente siendo atraída por otros partidos, no tiene sentido hacer una PASO en donde uno no sabe en donde va a pertenecer".

Acerca de los votos de Lavagna y Espert, Sergio Doval, de la consultora Taquión, reflexiona: “cuando vos mirás el mundo del que vota a Cambiemos, se parece al mundo de los que votan a Roberto Lavagna y José Luis Espert, respecto de determinados lugares: el valor de la seguridad, dónde están los derechos humanos y cómo enfrentar los problemas en educación”.

En ese sentido, el analista político agregó que, profundizando en los problemas de la actualidad, “cuando a ellos les preguntas quién es responsable de los problemas económicos te mencionan a Mauricio Macri y no a Cristina Fernández de Kirchner. La pregunta es qué va a primar al momento del voto”.

“El votante de Cambiemos dice que tenemos el país que merecemos y el de Lavagna y el kirchnerismo que necesitamos algo mejor. En 2015 era todos corriéndose a la izquierda, hoy todos se corren a la derecha, el lugar de izquierda quedó manchado por la corrupción en latinoamérica”, aseguró Doval a América 24.

Por su parte, el encuestador Carlos Fara detecta la preocupación del Gobierno sobre los economistas: “la fotografía de una diferencia con el kirchnerismo de cinco puntos y que no superen los 40 puntos es la imagen que el Gobierno quiere dar a los mercados para llevar calma y que puede ganar las elecciones” y que Miguel Ángel Pichetto corre por derecha en el tema migratorio, todos se corren a sus derechas. El discurso de acuerdo con EE.UU. es para captar la clase media”.

Por último, consideró que “la provincia de Buenos Aires no se va a terminar definiendo por las encuestas, si Vidal gana, la posibilidad de que Macri gane son altas” y con respecto a la foto de Axel Kicillof con los intendentes aseveró: “Hay que tener cuidado, esto es una foto. Por debajo de la superficie siempre va a ser una relación conflictiva y de desconfianza de los intendentes con Kicillof”.

Con la polarización extremándose antes de las PASO, Lavagna-Urtubey redoblan esfuerzos para evitar la pérdida de electores, a quienes les explicarán que es su oportunidad de expresar sus deseos en las primarias. Ellos se ilusionan con el 40% del electorado que no quiere votar ni a Macri ni a Cristina.

El economista ya planteó la cuestión en su cuenta personal de Twitter: "En la PASO NO elegís presidente. Tu voto fortalece a la fórmula que crees mejor para el país, para que en octubre tenga éxito. Esta PASO es virtuosa: no tenés que votar por uno pésimo, tapándote la nariz, para que no gane el peor. Votá tranquilo #ConsensoFederal #NiMacriNiCristina”.

En ese marco, Lavagna empezará a recorrer el interior del país: el itinerario tendrá la visita obligada por Córdoba, luego Mendoza y Santa Fe. Y paralelamente brinda entrevistas todos los días a radios de pueblos.

El discurso lavagnista se enfocará en hablar de economía y visitar Pymes.

"El 40 por ciento no quiere votar ni de un lado ni del otro. Y del otro lado las fuerzas que juegan a la polarización tratan de hacernos creer que el 80 por ciento de la sociedad está polarizada. No está polarizada. Hay enorme cantidad de ciudadanos que buscan una alternativa y que se encuentran ante el obstáculo de los que quieren instalar la polarización", dijo Lavagna en el encuentro "Diálogos por una Argentina Federal" organizado en la capital de San Juan.