Leído

ELECCIONES USA 2020

Las asociaciones y negocios millonarios familiares que podrían ser un problema para la candidatura de Biden

Vie, 02/08/2019 - 7:33pm
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

Joe Biden, el ex vicepresidente de Barack Obama y actual pre candidato demócrata para las elecciones presidenciales de 2020 en Estados Unidos, no solamente es un político experimentado que conoce los rincones de Washington DC como la palma de su mano, sino que también es dueño de una gran fortuna familiar que algunos creen que puede ser un problema en su candidatura o posible futura presidencia. Así lo describe el medio estadounidense, POLITICO, quien realizó una investigación acerca de los negocios del candidato.

Contenido

El demócrata que va primero en las encuestas y que, también según ellas, tiene posibilidades de ganarle al actual presidente Donald Trump en las próximas elecciones presidenciales de 2020, Joe Biden, no es solamente un simple político, sino que también es dueño de Paradigm Global Advisors, una compañía fundada en el año 2000 dedicada a la inversión y al manejo del sector financiero. 

Si bien el candidato no suele hablar sobre los negocios de su familia, en este caso la empresa que se dedica específicamente a llevar a cabo inversiones un tanto riesgosas e inusuales, o por lo menos así las describen desde la revista estadounidense encargada de llevar adelante la investigación: POLITICO. 

La empresa fue dirigida desde 2006 por James Biden, el hermano menor del candidato y Hunter Biden, el hijo del demócrata. Y si bien no hay ninguna prueba que relacione a las cuentas y cuentas del político con la empresa familiar, fuentes que trabajaban en la empresa hablaron con el diario y explicaron, entre otras cosas, que su familia se beneficiaba de la posición de Joe Biden en ese entonces, ya que estaba a 2 años de convertirse en vice presidente de Obama.

"Tenemos inversores alineados llenos de dinero en efectivo listos para invertir en esta compañía", recuerda el ejecutivo bajo el anonimato en cuanto a los dichos de James Biden en ese entonces. "Esto nunca puede salir de esta habitación, y si alguna vez lo vuelves a decir, no tendré nada que ver con esto", recordó que dijo Beau Biden, el segundo hijo del candidato que también estaba involucrado en la empresa y que en ese momento se iba a postular como fiscal general del Estado de Delaware. 

Por supuesto que esta no es la primera vez que se conocen estas prácticas, donde parte de la familia quiere sacar provecho de la posición política que tiene otro miembro de la misma, en este caso era Joe. O viceversa, cuando un político quiere sacar ventaja de los negocios familiares. Claro que esto ocurre solamente cuando los políticos también son millonarios, como es el caso de Trump o lo fue en su momento Kennedy.

Si bien nunca hubo acusaciones directas sobre las formas de actuar del propio Joe Biden o de sus familiares en los negocios, muchos creen que existieron ciertas irregularidades criminales en el día a día de la empresa. Es más cuando Biden se postulaba como pre candidato para presidente en 2008, los diarios norteamericanos publicaban decenas de historias sobre sus negocios familiares, basándose por supuesto en entrevistas, registros judiciales, entre otras cosa.

El problema llegó cuando le empresa Paradigm y sus movimientos fueron asociados con el esquema Ponzi del multimillonario Allen Standford, quien actualmente está cumpliendo una condena de 110 años acusado de fraude y múltiples violaciones de las leyes de seguridad de Estados Unidos. Lo que luego después empeoró con negocios de Hunter en Ucrania mientras su padre Joe Biden era vice presidente e intentaba responder a la invasión de Rusia en Crimea, lo que provocó las rivalidades con Ucrania.

Algo similar ocurrió cuando James Biden, el hermano de Joe, se asoció con una empresa que le vendía contratos por más de US$ mil millones para la construcción de casas en Irák. En tanto su hermano intentaba ocupar ese país desde la administración Obama.

Como esos negocios y acuerdos hay millones que da a conocer POLITICO en su investigación, pero lo que más amenaza a Joe Biden y al Partido Demócrata es que todas estas tramas se vuelvan en su contra en la candidatura, justamente cuando están intentando probarlo con Donald Trump para iniciarle juicio político y removerlo del cargo.

Sin embargo, a partir de 2009 las cosas comenzaron a ir mal para Paradigm, la empresa de los Biden, ya que cuando cayó Standford la empresa tuvo que hacer cambios y despegarse del magnante ahora preso. Aunque tiempo después James y Hunter fueron demandados y el edificio de la empresa en Nueva York fue confiscado ya que decían que la propiedad pertenecía al banco iraní que financiaba el programa nuclear del país.

Si bien esa no fue la única empresa, ni el único negocio un tanto sospechoso en el que estuvieron involucrados los Biden, fue uno de los más famosos. La investigación de POLITICO da nombres de abogados y otros clientes de la empresa y de otras tantas. Es por eso que podría ser algo peligroso para la candidatura de Biden, en caso de que se encuentre algo que lo inclupe por supuesto.

A esto se le suma que fue el candidato que más dinero recaudó en 24 horas luego de anunciada su campaña política este año de cara a las elecciones de 2020. Lo que levantó las sospechas de muchos, más todavía de quienes saben de la historia detrás de la familia Biden. Aunque a la vez tuvo reveses como lo sucedido en el primer debate demócrata del 27/06 cuando los ataques de la pre candidata Kamala Harris le hicieron perder sponsors. 

Es así que de acuerdo a lo que informó en su momento al medio CNBC, Tom McInerney, un abogado con sede en San Francisco que fue líder de la agrupación del ex presidente Barack Obama y uno de quienes financiaba a Biden, dejó de sostenerlo. Esto significó una gran pérdida para el ex vicepresidente, no solo porque es el principal candidato demócrata, sino porque una de las cosas que lo caracterizaba era su  gran apoyo financiero, ya que como dijimos antes recaudó  US$ 6.3 millones en las 24 horas posteriores a su anuncio oficial.

En conclusión, según la información recaudada por POLITICO, hoy Biden habla abiertamente con la prensa de sus finanzas. "En 2017, Joe Biden le dijo a un escritor de Vanity Fair que a veces deseaba que uno de sus hijos se hubiera enriquecido para poder mantenerlo en su vejez". "Biden y su esposa, Jill, se han empeñado en mantenerse, ganando más de $ 15 millones en los dos años posteriores al final de su vicepresidencia a principios de 2017", explica la publicación.

En cuanto a sus familiares, uno de sus hijos, Hunter, habló con la revista, The New Yorker y dijo vivir con US$ 4.000 al mes. Mientras que en 2012, la cadena Fox Business dijo que el patrimonio neto de James Biden, el hermano del pre candidato es de US$ 7 millones.