El PSG no se rinde: renovó contrato a Buffon

Leído

"CABEZA FRÍA"

El PSG no se rinde: renovó contrato a Buffon

Jue, 07/03/2019 - 12:20pm
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

El presidente del París Saint-Germain, Nasser Al-Khelaifi, descartó tomar decisiones en caliente tras la nueva eliminación de su equipo en octavos de final de la Liga de Campeones, aunque reconoció que la duda se ha instalado en sus jugadores. "Estoy decepcionado, es un resultado incomprensible, no se puede analizar", reveló. El PSG se dejó remontar en una eliminatoria que tenía prácticamente ganada. El equipo parisino ganó 0 a 2 en Old Trafford. "Tengo confianza en el entrenador (Thomas Tuche) y en sus decisiones. No es el momento de tomar decisiones, hay que hacerlo con la cabeza fría. Hay que calmarse, analizar y también ver lo que quiere el entrenador", dijo Al-Khelaifi. Hace 2 temporadas Unai Emery fue barrido por un Barça que lograba una de las mejores remontadas de la historia. En aquel momento Unai Emery Etxegoien, hoy entrenador del Arsenal FC, no fue destituido.

Contenido

El mundillo deportivo europeo está especulando con el final caótico, o casi, del proyecto PSG, consecuencia de la eliminación de la Champions League del equipo francés propiedad de capitales de Catar.

Sin embargo, la señal del PSG es de continuidad. Según informa el diario Gazzetta dello Sport, el arquero Gianluigi Buffon ha llegado a un acuerdo para renovar con el Paris Saint-Germain (PSG), al que llegó procedente de la Juventus a mediados de 2018. 

Buffon amplía su compromiso por 1 año con opción a otro más, o sea que jugará hasta los 42 años aún cuando fue muy cuestionado por el rebote que concedió en el 2do. gol del Manchester United en el partido que concluyó 1 a 3 y fue la increíble descalificación del PSG de la Champions League en París.

La tragedia

La crónica del fracaso es sencilla de contar.

Un día después del batacazo del Ajax al Real Madrid en el Santiago Bernabéu, el Manchester United bajó al PSG de la Champions League en octavos de final. 

El equipo inglés, que se presentó en París con un equipo de circunstancias, se puso en ventaja con gol de Lukaku, en el minuto 2, y pareció un accidente: un error garrafal de Kehrer, que cedió sin mirar a Buffon.

El PSG empató 10 minutos después: Bernat aprovechó un centro de Mbappé. 

El PSG -sin Neymar por lo que el eje era Mbappé- no aprovechó la oportunidad y el United sacó partido a sus escasos recursos. 

Lukaku golpeó de nuevo aprovechando un error grave de Buffon: dio un rebote a un disparo lejano de Rashford y dejó el balón en bandeja al belga. 

A menos de 10 del final, Mbappé se resbaló cuando encaraba al arquero De Gea y luego Bernat pegó la pelota en un poste. 

Con el partido abierto, el árbitro Skomina (previo aviso del VAR) señaló un penal por mano de Kimpembe: 1 a 3.

"Es difícil hablar, sobre todo en caliente. Es una pena porque hemos jugado muy bien el partido de visitantes, pero de locales no hemos hecho las cosas que habíamos dicho. Es una pena esta eliminación, habíamos hecho un buen camino y una vez más nos quedamos en este nivel. Ganamos 2-0 allí, ellos han ganado aquí. Así es el fútbol", se resignó Thiago Silva en declaraciones a la televisión RMC Sport.

"Simplemente quiero pedir a los hinchas que nos perdonen. Provocar un penal así, en el último momento... No he visto las imágenes pero me han dicho que había 3 árbitros y que todos tomaron la decisión de dar penal. Es una pena porque no tuvimos tiempo de reaccionar, aunque debíamos haber reaccionado durante los 90 minutos anteriores", admitió.

"Perdónennos. Es la única palabra que puedo encontrar para definir el momento. Es algo difícil de explicar, es difícil hablar a los hinchas que están tristes o a nuestras familias, que están aquí", señaló. 

La historia

En 2011, golpeado por los éxitos del Olympique de Lyon, el PSG, sin títulos ligueros en el siglo 21 y relegado a un papel secundario en el fútbol galo, vendió el control del club al fondo qatarí Qatar Investment Authority, cuyo rostro visible es Nasser Al-Khelaïfi. 

La inversión inicial fue de 50 millones de euros pero luego hubo mucho más dinero con un doble objetivo: convertir al equipo en el nuevo campeón francés y conseguir el trofeo soñado, la Champions League. 

La temporada 2018/2019 es otro intento fallido de un proyecto que ya acumula 1.200 millones de euros en contrataciones pero no consigue el título de Europa, aunque sí el de Francia.

Si bien en los 2 primeros años del capital qatarí, el PSG no jugó Champions, invirtió pesado: Javier Pastore, Thiago Motta y Kevin Gameiro, así como Carlo Ancelotti para DT. Y en temporada siguiente aterrizaron Thiago Silva, Zlatan Ibrahimovic, Ezequiel Lavezzi, Marco Verratti y Lucas Moura. En 2 temporadas, 258 millones de euros, de acuerdo con los datos de Transfermarkt.

En 2012/2013 jugó la Champion, pasó con solvencia la fase de grupos y batió al Valencia en octavos, pero un Barcelona FC con un Leo Messi mermado (se lesionó en la ida y jugó media hora en la vuelta) lo eliminó en cuartos.

En 2013/2014, con Laurent Blanc entrenando al equipo, y con contrataciones tales como Edinson Cavani y Marquinhos -en total 135 millones de euros- ganó la Liga y la Copa de la Liga pero fue eliminado en cuartos de Champions ante el Chelsea y recibió una sanción del organismo europeo por incumplir con el Fair Play Financiero.

A mediados de 2014 el PSG hizo una única compra: David Luiz

Otra vez, dominio total en Francia (con un triplete histórico de Liga, Copa y Copa de la Liga) y otra vez afuera en Champions, nuevamente ante el Barcelona.

En 2015/2016 llegó Ángel di María en un paquete total de 116 millones de euros en fichajes. Otra vez triplete en Francia pero perdió ante el Manchester City en cuartos de final de Champions. Renunció Laurent Blanc y llegó Unai Emery como entrenador.

En 2016-2017, fueron 134 “kilos” del ala, fichando a Draxler, Lo Celso, Jesé y Guedes. Otra vez cayó ante el FC Barcelona en cuartos de final. 

En 2017-2018, aplicó otros 238 millones, comprando a Neymar, Dani Alves, y Kylian Mbappé, su verdugo del Mónaco en la Liga francesa que había perdido, pero sólo llegó a octavos de final. 

En 2018/2019, luego de gastar 217 “kilos", con Thomas Tuchel como DT, ganó la Copa de la Liga pero se quedó de nuevo sin Neymar para Champions (y ya sin Cavani) cayendo en octavos ante el Manchester United, cuando tenía todo a su favor: un triunfo como visitante 0-2 en Old Trafford.

El proyecto

Desde entonces, en Europa se dice que la relación entre el dinero invertido y el fracaso deportivo es directamente proporcional: cuanto más petrodólares invierten y más dinero gastan, más pierden. 

Desde que Catar compró el PSG, luego de invertir 1.150 millones de euros en fichajes de jugadores, nunca llegó a semifinales. Mucho menos jugó una final.

"Que nadie tenga ninguna duda. Arde París. Y este verano, la temperatura será infernal. Será un verano caliente", pronostican varios periodistas.

Pero el PSG intenta dar otra señal.

La idea comercial era, una vez conquistado el panorama europeo, ir por China, el gran mercado que le dio sobrevida financiera al United, por ejemplo.

El PSG contrató en 2018 a la agencia de marketing Desports y el equipo de eSports LGD para aumentar su presencia en China.

El PSG eligió para el desembarco la actividad que más atrae a los jóvenes chinos entre 18 y 29 años, incluso por encima del fútbol, la música o la comida, según Forbes: los eSports, para lo cual hizo una alianza con uno de los equipos más poderosos, prestando su imagen pero sirviéndose de la experiencia y el prestigio de esa escuadra.

El acuerdo con Desports (agencia de comunicación en manos del millonario Jiang Lizhang) le permite gestionar las licencias del club francés y sus derechos de imagen.

PSG comenzó en 2014 la ofensiva hacia China y Hong Kong con giras veraniegas, y con la traducción al mandarín de los dorsales del equipo para celebrar el Año Nuevo chino o participando de redes sociales como WeChat, Weibo y Maopai, donde superó el 1,3 millón de seguidores, lo que le permitió abrir peñas en Shenzhen, Harbin, Guangzhou y Shanghai.

El problema es que no hay China sin éxito deportivo en Europa. Por lo tanto es inevitable revisar el proyecto pero el estilo no será el que esperan los periodistas deportivos, probablemente.

El PSG ganó en este período 5 Ligas, 5 Copas de la Liga y 6 Supercopas de Francia. Pero sin Champions con tanto dinero invertido parece un fracaso. Ahí aparecen 3 interrogantes:

* ¿Podría haberse obtenido lo mismo con un plantel más barato?
* ¿Podía imitarse al Real Madrid, con su estrategia de 'galácticos' cuando no tenía tanta experiencia en la gestión del fútbol profesional europeo?
* ¿Cuánto dinero ha recuperado de lo que invirtió?