FMI: "Inflación está más arraigada de lo que parecía" (y empresarios suben piso a 35%)

Leído

CUCCIOLI, EN SERIOS PROBLEMAS

FMI: "Inflación está más arraigada de lo que parecía" (y empresarios suben piso a 35%)

Lun, 04/03/2019 - 12:23am
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

Tal como informó Urgente24, el FMI está recalculando sus proyecciones 2019 para la Argentina. Lo que antes era una inflación del 23%, ahora será del 30% según el organismo multilateral, pero empresarios ya le advierten que el nuevo piso es 35%. Todo esto, a tan sólo dos meses de iniciar el año y a 3 días de comenzar el tercero. En tanto, el director la AFIP Leandro Cuccioli se encuentra en serios problemas porque el plan de recaudación fiscal no está resultando y ya se está agotando el margen de acción del organismo.

Christine Lagarde, también erró en sus proyecciones.
Contenido

Luego de reconocer que está preocupado por la economía argentina, el director del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI Alejandro Werner reconoció que la inflación, en la Argentina, "está demostrando estar mucho más arraigada" de lo que se pensaba, por lo cual advirtió que bajarla "toma tiempo".

Si bien suena a campaña electoral -tal como sucedió cuando advirtió que "las elecciones eran un problema para el país"-, resulta raro cómo un organismo multilateral de créditos puede desembolsar tamaña cantidad de dólares en un socio sin haber previsto sus dificultades para pagar. En fin.

Werner, además, elogió al gobierno (¿?): "Cumplieron con los objetivos fiscales para 2018. Están en camino de continuar para cumplir bien con los objetivos fiscales en 2019". Cuando se entere que Cuccioli está recaudando muy por debajo de la inflación, tal vez vuelva a corregir sus proyecciones.

En tanto, empresarios advierten que la corrección del FMI sobre la inflación esperada en 2019 del 30% es algo inocente. En realidad, el piso que ellos ven ronda el 35%: "Hoy, la gran mayoría se ubica entre 31% y 32% a pesar de que todos siempre se equivocan en manada y para el mismo lado", sostuvo el economista Mariano Kestelboim a diario BAE Negocios, que ve a los precios con un avance del 35% como mínimo, hasta el 40%. "La única política clara del gobierno es la de contener el dólar, aunque la Argentina es hipersensible al contexto internacional. Mientras no haya noticias que puedan generar pánico se va a mantener en el piso de la banda, pero si llega a haber algún problema a nivel global puede llegar al techo o incluso superarlo", advirtió.

Por su parte, Hernán Hirsch consideró al mismo medio que la inflación se ubicará en un 35%, pero podría llegar al 50% "ante un escenario en donde la estrategia cambiaria salga mal". "La tasa de inflación está un escalón más arriba que antes, con esta política monetaria vetusta, un gobierno sin credibilidad, mucho más debilitado políticamente que en 2017, y las elecciones no te ayudan", añadió, según consignó Ignacion Ostera.

Unas de las luces rojas que se acaba de encender en la economía local es la de AFIP. El ente recaudador está llevando datos muy preocupantes al Ministerio de Hacienda y la Casa Rosada.

Según sus números, la recaudación aumentó 40,4% en febrero, por lo que la caída está cerca de los 10 puntos porcentuales respecto de febrero 2018.

Esto se debe a una fuerte desaceleración de la productividad y podría estar demostrando que la fuerte suba de los impuestos falseó la rosca. Es decir, la evasión está creciendo. Esto sucede cuando un país aumenta tanto sus impuestos al punto tal que estimula la evasión fiscal.

El organismo que dirige Leandro Cuccioli comunicó que los recursos tributarios alcanzaron $330.890,7 millones el mes pasado, un alza del 40,4% en términos generales, es decir por debajo de la inflación medida por el Indec que en los últimos 12 meses a enero fue del 49,3%.

La desesperación de Cuccioli por el fracaso en el plan de recaudación está redireccionando su estrategia: ahora apuntará a bajar la evasión del IVA atacando a las facturas truchas. Según Clarín, en 2018 se perdieron $390.000 millones, que significa un 33% de lo que ingresó ese impuesto. La meta: bajar 10 puntos esa evasión en cinco años.

"Tenemos un plan a cinco años con una meta: reducir diez puntos porcentuales la evasión del IVA. Hoy recaudamos solo 2 de cada 3 pesos que deberían ingresar por IVA, es decir que se evade el 33% del IVA, unos $390.000 millones el año pasado. En cinco años queremos bajar al 23%. Y ya para 2019, queremos que baje a 31%. La otra meta que tenemos es que el contribuyente use la mitad de tiempo que usa hoy para cumplir con sus obligaciones. Si le facilitamos la tarea al contribuyente y a los profesionales, se acaban las excusas", anunció Cuccioli al diario, en un intento de relanzamiento de su gestión repasando los principales puntos de lo trabajado hasta el momento.

Lo que la Casa Rosada ve es que no hay plan de recaudación que valga si la tasa de interés no baja y vuelven los créditos para reactivar a la industria.