Image
Ni siquiera el campo, después de una excelente cosecha fina y una prometedora gruesa, deparó satisfacciones en materia de inversión.