Leído

GOLFO PÉRSICO

USA complicado: Irán asegura que no habrá negociación y España los abandona

Mar, 14/05/2019 - 8:14pm
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

En medio de las constantes tensiones entre Estados Unidos e Irán, el último anuncio del líder supremo iraní, el ayatolá Ali Khamenei, este martes 14/05, con respecto a que no habría guerra alguna con Estados Unidos, pero tampoco habrá negociación del pacto, lo que dificulta el panorama para Estados Unidos y para los demás países de Medio Oriente ya que significa que Irán continuara produciendo uranio. En tanto España se alineó con la Unión Europea y le retiró el apoyo a la administración Trump en cuanto a sus acciones en el Golfo al quitar la Fragata Méndez Núñez del equipo de combate norteamericano.

Contenido

Este martes 14/05 el líder religioso y supremo de Irán, el ayatolá Ali Khgamenei, dijo que no habrá guerra alguna con Estados Unidos, ya que no es el fin principal y el enfrentamiento es psicológico, no militar. Pero que tampoco habrá negociaciones sobre un acuerdo nuclear. "La nación iraní ha elegido el camino de la resistencia", dijeron las autoridades de Irán en el canal de televisión Press TV.

Recordemos que las relaciones entre amos países escalaron en su malestar desde el pasado jueves 09/05 cuando, luego del anuncio del Asesor de Seguridad Nacional norteamericano, John Bolton en cuanto a un despliegue militar en Irán, el gobierno de Hassan Rouhani, declaró que el país cesó de respetar algunas de restricciones a su actividad nuclear impuestas por el Plan Integral de Acción Conjunta firmado en 2015 y abandonado por Trump en 2018. 

En consecuencia, Irán amenazó con bloquear el Estrecho de Ormuz, una de las principales rutas de transporte de petróleo, e interrumpir los envíos de crudo de los países vecinos si Washington obliga a todos los países a dejar de comprar su petróleo.

Por otro lado, de acuerdo a lo que informó el diario estadounidense The New York Times, el Pentágono presnetó un plan la semana pasada, en el que Estados Unidos planea desplegar 120.000 soldados en Medio Oriente ante la escalada de tensión con las autoridades iraníes. 

Si bien el informe no fue confirmado y desmentido por el presidente norteamericano, Donald Trump, la cita en el diario fue del secretario interino de Defensa Patrick Shanahan. Es por eso que tal vez los dichos de Trump son solo otro episodio de su guerra con los medios de comunicación a los que volvió a acusar de dar "noticias falsas". 

Aunque esto no sería tan épico, ya que como mencionamos previamente, ya hubo un despliegue militar estadounidense en Medio Oriente, con el porta aviones Abraham Licoln. 

En tanto, España, quien era uno de los principales apoyos de Donald Trump en su misión en el Golfo Pérsico, retiró su Fragata Méndez Núñez por temor a verse arrastrada en un conflicto armado entre ambos países. 

“Se ha producido una interrupción temporal, provisional, de la integración de la fragata Méndez Núñez en el grupo de combate del portaaviones Abraham Lincoln porque la misión a la que está destinado el portaaviones no estaba prevista cuando se llegó al acuerdo”, dijo la ministra de Defensa, Margarita Robles haciendo referencia a la primera causa por la que se instalo el  navío: para mejorar la operatividad y el adiestramiento conjunto.

La decisión prevé que la Méndez Núñez seguirá en la zona, pero sin entrar en el Golfo, con el propósito de sumarse al grupo de combate estadounidense una vez que este continúe su ruta, siempre y cuando el programa continúe vigente.

En tanto, si bien la Unión Europea (UE) comparte algunas de las preocupaciones de Estados Unidos sobre Irán, como su participación en la guerra de Siria, todavía respalda el acuerdo nuclear de 2015 con Teherán, que Trump abandonó hace 1 año y condenó el despliegue militar en territorio oriental. Aunque representa una grieta más en las relaciones entre Bruselas y la Casa Blanca, es así que Mike Pompeo tuvo que posponer su reunión con Sergei Lavrov en Rusia para visitar Bruselas y buscar acuerdos. 

Ahora Europa se encuentra en el medio de las tensiones entre el presidente iraní, Hasan Rohaní, quien dio a la UE un "ultimátum" de 60 días antes de dejar de cumplir partes de ese acuerdo nuclear para lograr su apoyo, y Estados Unidos que parece tener decidido no dejar de apretar a Irán. Aunque su objetivo principal es lograr que el acuerdo no se rompa del todo, como al parecer quiere la administración Trump.