Leído

CEO DE SIEMENS

"Trump es la cara del racismo"

Dom, 21/07/2019 - 8:17pm
Enviado en:
1 comentario
Por Urgente24

El director ejecutivo de la empresa Siemens AG, Joe Kaeser, dijo que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump se está convirtiendo en un símbolo del racismo, luego de decirle a 4 legisladoras demócratas de su país con diferentes orígenes étnicos que "regresen" al lugar de donde vinieron. Estas declaraciones del mandatario norteamericano han levantado una ola de críticas y alabanzas al mismo tiempo, reavivando cuestiones que parecían haber sido superadas en países como EE.UU y Alemania.

Donald Trump y Joe Kaeser, durante una cena organizada por el Foro Económico Mundial, en Davos, en junio de 2018.
Contenido

El director ejecutivo de Siemens AG, Joe Kaeser, dijo que el presidente Donald Trump se está convirtiendo en un símbolo del racismo después de atacar a 4 legisladoras demócratas, acusarlas de ser "personas débiles e inestables" que no constribuyen al crecimiento de EE.UU y decirles que "regresen" al lugar de donde vinieron. 


Kaeser, uno de los líderes empresariales más destacados de Alemania, dijo en Twitter que lo encuentra deprimente que "la oficina política más importante del mundo se está convirtiendo en la cara del racismo y la exclusión".


"Viví en los Estados Unidos durante muchos años y experimenté la libertad, la tolerancia y la apertura como nunca antes", dijo Kaeser, quien previamente vivió y trabajó en San José, California donde Siemens tiene una sede.
Pero el comentario de Keaser no fue solamente en rechazo al reavivamiento del racismo en EE.UU, sino que respondió al tweet del ex legislador alemán Ruprecht Polenz, quien dijo que Alemania podría terminar teniendo que recuperar a Trump. 

Legisladoras demócratas progresistas, a quienes en el Capitolio se les conoce como “El Escuadrón”, sin ser nombradas pero con claras referencias, fueron blanco de tweets racistas del presidente Donald Trump el domingo 14/07.


Las representantes son Ilhan Omar (Minnesota) Alexandria Ocasio-Cortez (Nueva York), Rashida Tlaib (Michigan) y Ayanna Pressley (Massachusetts).


En una serie de tweet, el mandatario las acusó de "no ser capaces de amar USA", insinuó que no nacieron en Estados Unidos (3 de ellas sí) y sugirió sarcásticamente: “Por qué no regresan y ayudan a reparar los lugares totalmente rotos e infestados de delitos de los que provienen”.


"Destruyeron el Partido Demócrata, ¡pero son personas débiles e inestables que no podrán destruir de ninguna manera nuestra gran nación!", prosiguió.


"Deberían presentar sus disculpas a Estados Unidos (e Israel) por las horribles (y odiosas) cosas que dijeron", añadió.


Durante una conferencia de prensa, las 4 legisladoras demócratas le respondieron y dejaron en claro que no irán a ninguna parte y aseguraron que se trata de una distracción por parte del mandatario, pero que ellas seguirán con su agenda.


El martes 16/07, la Cámara de Representantes del Congreso, de mayoría demócrata, adoptó una moción para condenar "firmemente los comentarios racistas" de Trump. 


El miércoles 17/07, en Carolina del Norte, durante un discurso del presidente, un estadio lleno de sus seguidores empezaron a gritar "¡Devuélvanla!" a propósito de Ilhan Omar, hija de refugiados somalíes.

Sin embargo, Trump se distanció de lo ocurrido al asegurar que esos cánticos no le habían gustado. “No estaba contento con eso. No estoy de acuerdo con eso”, dijo Trump en la Casa Blanca un día después. 

democratas
Alexandria Ocasio-Cortez (segunda de der. a izq.), Ilhan Omar (segunda de izq. a der.), Ayanna Pressley (der.) y Rashida Tlaib.


La aparente desaprobación de Trump se produjo después de las expresiones de preocupación de los republicanos e indignación de los demócratas, quienes acusaron al presidente de avivar los sentimientos racistas entre su base de clase trabajadora blanca. Según CNN, también escuchó a aliados y ayudantes cercanos, incluida su hija Ivanka, preocupados de que el canto pudiera definir otra campaña oscura y racialmente divisoria.


Las numerosas críticas que ha recibido el líder norteamericano por estas declaraciones son el actual objeto de preocupación de su equipo.


La canciller alemana, Angela Merkel, criticó en una conferencia de prensa al presidente Trump por realizar estas declaraciones y afirmo que "toma firmemente distancia y se solidariza con las mujeres atacadas".


“Personas de muy diversas nacionalidades han contribuido a la fuerza del pueblo estadounidense, de manera que estas declaraciones son muy contrarias a esta impresión firme que yo tengo”, dijo Merkel. “Esto es algo que contradice la fuerza de Estados Unidos”, agregó.


El gobierno de Merkel acogió una multitud de refugiados y otros migrantes en 2015. Su relación con Trump siempre fue fría.

 

Comentarios

OJALA TUVIERAMOS ACA A UN TRUMP, BIEN NACIONALISTA. NO SE CALLA NADA
Y DICE LO QUE SIENTE, CERO HIPOCRESIA. ACA SOMOS TODOS ANTIRACISTAS, PERO LO PRIMERO QUE DECIMOS ES " ....ESE NEGRO DE MIERDA...."