Leído

NY TIMES

Siguen las acusaciones contra Moro y todos se preguntan: ¿qué se hace cuando la corrupta es la Justicia?

Vie, 05/07/2019 - 5:25pm
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

En medio de las acusaciones hacia el el Ministro de Justicia y ex juez de la causa Lava Jato, Sergio Moro, y por supuesto teniendo en cuenta las nuevas filtraciones que dio a conocer la prestigiosa revista brasileña, Veja, en coordinación con el medio The Intercept, el primero en filtrar las covnersaciones entre el ex juez y el procurador de la causa Deltan Dallagnol, los medios internacionales también se pronuncian sobre la situación. Es así que The New York Times publicó una columna de opinión de la periodista Vanessa Barbara en la cual trata al acusado de inmoral ya que "alguien que se supone que es imparcial y libre de prejuicios, para actuar como agente de la fiscalía. Ofreció asesoramiento estratégico a los fiscales".

Contenido

Este viernes 5/07, al tiempo que se daban a conocer nuevas acusaciones contra el Ministro de Justicia de Brasil, Sergio Moro, el diario norteamericano, The New York Times publicó una columna de opinión escrita por la periodista brasileña y  colaboradora del medio, en la cuál analiza la situación del ex juez y se pregunta: ¿Qué hacer cuando el organismo anticorrupción, es corrupto?, en referencia a que Moro, al parecer, actuó ilegalmente a la hora de resolver un caso de corrupción como lo era Lava Jato.

Más temprano, la revista brasileña Veja y el medio que originó el escándalo alrededor del funcionario, The Intercept, publicaron en conjunto nuevas filtraciones que demostraron que la conducta impropia de Sérgio Moro en el Lava Jato era recurrente, ya que no solo colaboró con los sobornos, sino que también era la cabeza del Minsiterio Público, ya que pedía que "se incluyan pruebas en los procesos  que llegarían después a sus manos, mandó a acelerar o retrasar operaciones e hizo presión para que determinadas delaciones no caminaran", aseguró Veja.

De esta forma Moro creo el escenario posible para que el ex presidente Lula sea declarado culpable, como finalmente lo fue, y el junto con Jair Bolsonaro, el actual mandatario, pudieran presentarse a elecciones y llegar al poder.

Es por eso que las acusaciones tuvieron tanto impacto a nivel mundial, y como bien explica el artículo de opinión del NYT, puso en cuestionamiento la autoridad y la validez de los procesos judiciales. Y además por supuesto en la culpabilidad o no de Lula da Silva, ya que el mismo se encuentra en prisión debido a pruebas, declaraciones y acusaciones que fueron manipuladas por los propios miembros de la Justicia.

“¿Qué piensas de estas locas declaraciones de la junta nacional del PT? ¿Deberíamos refutar oficialmente? ”, preguntaba Moro a Dallagnol, el procurados de la causa, quien supuestamente se encarga de juntar las pruebas y pasarlas a la Justicia, es decir ambos pertenecen a equipos distintos, lo que alarma frente a las declaraciones y las conversaciones filtradas.  "Observe el uso de la palabra "nosotros", como si el Sr. Moro y el Sr. Dallagnol estuvieran en el mismo equipo", explica la periodista en la pieza de opinón.

En consecuencia la periodista brasileña, llamó a Moro, "inmoral" y citando a la Delcaración Universal de Derechos Humanos, que dice que todos los hombre tienen derecho a  "una audiencia justa y pública por parte de un tribunal independiente e imparcial", aseguró que no hay forma que el ex juez salga ileso de está situación, y si es así sería una gran decepción del sistema democrático. Sin embargo el hoy Ministro no parece tener eso en cuenta ya que este viernes cundo se publicaron las nuevas acusaciones, dijo que no reconoce la autenticidad de los supuestos diálogos divulgados por Veja.

Aunque recordemos, como también lo hace el artículo del New York Times, que Moro frente a las primeras conversaciones filtradas declaró ante el Congreso que: "incluso si es auténtico, el contenido es absolutamente legal No hay problema con ese tipo de declaración. Si ese mensaje es totalmente auténtico. Como dije: no puedo recordar hace tres años si envié un mensaje de esa naturaleza ".

Su defensa ante los legisladores, su negación y silencio lo único que hace es que se despierten más preguntas sobre él y su accionar, aunque a esta altura a nadie parecen quedarle dudas de las malas prácticas del ex juez y de todo el sistema judicial y político del país, ya que también se revelaron conversaciones que datan de cuando Lula ya estaba preso. Dallagnol y Moro evaluaban la posibilidad de que el ex presidente petista (del Partido de los Trabajadores), evite dar entrevistas desde prisión para no ayudar en las elecciones al candidato por el partido, Fernando Haddad, que en ese momento competía contra Jair Bolsonaro.

En conclusión, el artículo cuestiona las prácticas del gobierno brasileño y no solo eso sino que tammbién las condena porque como bien dice la pieza: "casi un mes ha pasado desde los primeros informes de The Intercept. Efectivamente nada se ha hecho.Por increíble que parezca, Sergio Moro sigue siendo ministro de justicia", explica la periodista. 

En tanto, The Intercept sigue amenazando con tener información que podrá ser compartida en cualquier momento, aunque será posible superar lo que ya se publicó, la comunidad brasileña protesta en las calles contra la figura de Sergio Moro, el presidente brasileño no habla del tema y viaja a Estados Unidos a celebrar el Día de la Independencia con su gurú Trump y los medios locales e internacionales se siguen preguntando por el papel de la Justicia en estos casos.